En Noticias

Cuando nos referimos a traducción jurídica, estamos frente a un tipo de traducción especializada, es decir, legal relacionada con el derecho, la cual requiere conocimientos jurídicos, con relación a los significados textuales no siempre es muy fácil de encontrar.

Debes tener presente que la importancia de esta traducción radica en que es indispensable que el traductor le dé sentido correcto a las palabras al momento de traducir, según el documento presentado, el contexto legal y las implicaciones del trámite que se ha de efectuar con la documentación.

Te comento, que si el documento ya traducido presenta errores u omisiones da lugar a posibles demandas judiciales, por lo tanto, es importante evitar y prevenir este tipo de inconvenientes, es necesario que el traductor jurídico tenga conocimiento con relación a decretos, reglamento y normas que estén vigentes.

Generalmente este tipo de traducción jurídica se hacen y se entregan en formato papel, debe estar sellada por el traductor jurado quien es el encargado de dar validez legal, dando fidelidad de que el documento final es fiel y exacto al original.

 

¿Crees que la tecnología reemplaza al traductor jurídico?

A pesar de los avances tecnológicos, ninguna máquina puede sustituir la traducción legal. No existen herramientas modernas que puedan reemplazar la labor de estos profesionales legales, sin mencionar el trabajo de las empresas de traducción. 

En este trabajo, se debe interpretar y reescribir en varios tipos de lenguas, por lo que no se trata de una tarea automática, es una labor donde se utiliza sabiduría y habilidades humanas.

Pues es notorio, que la traducción de documentos es una actividad bastante delicada, muy relevante y requiere de un traductor jurado con experiencia y más importante aún con conocimientos en materia legal, lo ideal sería contar con el profesional calificado y apto para el buen cumplimiento de sus funciones.

 

Recomendaciones generales

Si te corresponde solicitar el servicio de un traductor jurado asegúrate de que tenga conocimiento en materia legal, de esa manera tienes garantía de que la traducción realizada está apegada al ámbito legal.

Es necesario recordarte que en la traducción jurídica se utiliza un lenguaje propio del derecho, es decir, incluye términos jurídicos que no son comunes del lenguaje coloquial.

Pues bien, para traducir textos profesionales en el campo legal se necesita dominar el idioma de origen y el de destino, así como los términos legales en ellos. No es solo el conocimiento del lenguaje, sino que la experiencia legal también es muy importante y necesaria. 

Esto explica por qué la traducción de textos legales será una buena traducción, lo más importante, es que la traducción es realizada por un abogado, por lo tanto es fiel y confiable. Pero lo ideal es que debe estar realizada por un traductor con experiencia en práctica jurídica. 

Por último, este servicio de traducción jurídica, actualmente es muy confiable debido a que tiene que ver con asuntos legales, y según la complejidad en cada documento jurídico, los profesionales se ven involucrados en varios retos, así como, en documentaciones que pueden otorgarles beneficios, determinar sanciones, separar o unir personas entre otros.

Entradas Recientes
Call Now Button